Si bien en este caso nada tiene que ver con la marca y con el dispositivo; hay que reconocer que la mala suerte persigue a Samsung por todo el mundo. Esta vez paso en un aeropuerto de Corea del Sur; donde a un usuario se le cae de sus manos un Galaxy J. El cual impacta en el piso luego de una caída libre (tres pisos de altura); derramando el liquido interno de la batería con la consecuencia no esperada de fuego y mínima explosión.

Por supuesto esto no hubiera ocurrido en el uso normal del equipo. A nadie se le ocurriría expulsar un equipo a una caída de 3 pisos de altura y ver que le sucede. Igualmente no dejo de llamar la atención; mas que nada por el lugar donde sucedió, siendo este un aeropuerto.

Fuente: Reddit

SUSCRIBITE A NUESTRO CANAL EN TELEGRAM #Radiogeekpodcast y recibí los programas al instante en tu smartphone.

Sumate al Canal de Telegram #RadiogeekPodcast
Seguime desde Twitter @arielmcorg
Y también desde Instagram @arielmcorg