Microsoft junto el Dr. Abel Albino, presidente de la Fundación CONIN, presentaron un caso innovador y único en el mundo sobre cómo la tecnología permite relevar un mapa de la pobreza. El proyecto muestra cómo la Nube potencia el trabajo conjunto entre las instancias públicas, privadas y de ONGs para el bien común.

  • Microsoft y la Fundación CONIN iniciaron un proyecto piloto que tuvo del objetivo de utilizar la tecnología para recopilar datos y analizarlos de manera inteligente para identificar y ofrecer respuestas más rápidas a las necesidades más urgentes de las poblaciones vulnerables
  • Tres años después, y luego de una inversión de 75.000 dólares por parte de Microsoft, este proyecto se convirtió en un caso modelo a nivel mundial en el uso de Azure para ONGs, además de ser un ejemplo exitoso de articulación del trabajo público-privado
  • Ya se registraron más 500.000 personas y se obtuvieron más de 40 millones de datos sostenidos por Microsoft Azure. Gracias a la flexibilidad de la nube, se pueden hacer un promedio de 20.000 encuestas por día con 10.000 censistas al mismo tiempo. Antes de la este proyecto el procesamiento de los datos demoraba dos meses, con la implementación tecnológica hoy se logra en segundos.

En la era de la Cuarta Revolución Industrial que es la revolución de la innovación, impulsada por la tecnología en la Nube, todas las organizaciones emprenden el proceso de transformación. Microsoft ofrece a las ONGs donaciones en tecnología en la Nube para que las ayude a ser parte y a jugar un rol protagónico en este nuevo contexto. En el marco del lanzamiento del programa Azure para ONGs, hoy se presentó el trabajo que desde hace tres años Microsoft realiza junto a la Fundación CONIN en todo el país.

El Dr. Abel Albino inició su exposición diciendo “Queremos agradecer que una organización como Microsoft vuelque todos sus conocimientos es grandioso, quiero agradecer de parte de la fundación CONIN abrazarlos. Estoy orgulloso de ustedes”. Enfatizó, “esta es una iniciativa preciosa nos estamos ocupando entre todos: gobierno, ONGs, Iglesias, Empresas, Colegios, Gobierno, toda la comunidad unida tras un objetivo hacer una gran nación. En estos dos años que llevamos de trabajo conjunto ha bajado casi 4 puntos la mortalidad infantil en Salta”.

Sobre el proyecto

Microsoft desde hace años trabaja junto a los ONGs en la donación de tecnología (Office 365, Windows, Windows Server, etc.). Hace tres años se abrió la posibilidad de proponer un proyecto para que, por primera vez, una ONG utilizará Microsoft Azure.  “En Argentina estábamos al tanto del gran trabajo que CONIN hacía en todo el país para combatir la desnutrición. Notamos que era un trabajo de gran impacto que se podía potenciar aún más a través de la incorporación de tecnología. Fue así como les propusimos ser referentes a nivel mundial como una de las primeras experiencias de ONG en Azure”, explica Jorge Cella, director de Tecnología y Filantropía de Microsoft Argentina y Uruguay.

CONIN fue la primera ONG latinoamericana y unas de las cinco únicas a nivel mundial que recibieron una donación de Microsoft Azure en 2014. Microsoft Azure es la plataforma de Nube de Microsoft que les brinda eficiencia, flexibilidad y seguridad esto les permite manejar los datos de una forma más ágil de manera tal que puedan entender mejor a las comunidades donde trabajan y saber qué necesitan las personas. Para resolver un problema, primero hay que entenderlo. Por eso la Fundación CONIN utilizó las soluciones de Azure para hacer un mapa de la pobreza en Salta a modo de proyecto piloto.

A partir de la identificación de las necesidades más urgentes de la población de Salta -que iban desde la ausencia de agua potable hasta insuficiencias alimentarias- CONIN cargó datos en un aplicación desarrollada y almacenada en Azure. Como resultado de este trabajo pudieron tener una visualización adecuada y actualizada de la realidad de la población local. Esta información la compartieron con el Gobierno de Salta para identificar las prioridades y así dedicar los recursos a resolver los problemas más urgentes.

Este mapa detallado proveyó los datos para desarrollar una solución a largo plazo: CONIN y el Gobierno de Salta impulsaron una política pública para prevenir la desnutrición en el futuro y para asegurarse que los niños tengan un crecimiento saludable. En el mapa se puede ver audio y video, al hacer clic en el nombre de una persona se la puede escuchar, esto permite visibilizar a personas que no tenían voz.

El impacto de esta solución no termina en Salta. CONIN está desarrollando este sistema para otras comunidades de Argentina, América latina y África. De esta manera, otras organizaciones van a ahorrar tiempo y recursos a partir de la transferencia de datos al ambiente de Microsoft Azure.

Ya se generaron más de 40 millones de datos en las 29 sedes que CONIN tienen en todo el país. Un alto porcentaje de esta información pertenece a Salta, donde el proyecto está muy avanzado. Es por eso que la articulación público-privada es clave. La presencia del Estado ayuda a organizar el trabajo, a apoyar a los voluntarios y a analizar los datos de manera inteligente para generar políticas públicas de calidad que respondan a las necesidades reales de las personas.

“Nuestra tecnología es un habilitador social muy importante para transformar no solo la forma en que las ONGs trabajan sino también para generar un mayor impacto en las comunidades donde actúan. Invitamos a todos los gobiernos a apoyar el trabajo de CONIN y a impulsar la articulación público-privada. También invitamos a todas las ONGs a subirse a la Nube, a sumarse a nuestro programa de donación de Azure que es totalmente gratuito y les permitirá avanzar en su proceso de transformación digital para que su trabajo tenga un impacto mayor en las comunidades donde trabajan. Quienes estén interesados pueden completar su solicitud en el sitio de Microsoft Filantropía de Argentina”, finalizó Cella.